dimecres, 7 de gener de 2015

Agraïment a tots els missioners i missioneres

Comunicado de Anastasio Gil García, director nacional de Obras Misionales Pontificias España, ante el inicio del año nuevo


Al iniciar el nuevo año, Obras Misionales Pontificias manifiesta su gratitud a Dios por su ayuda en la actividad misionera de cada uno de los misioneros españoles. Gratitud que se hace súplica esperanzada para que bendiga a quienes los han dejado todo para "salir  a la otra orilla" y estar con los más necesitados.

Nuestro reconocimiento a cada uno de estos misioneros y misioneras españoles que siguen haciendo posible el "renacimiento de la alegría" en las personas y comunidades que les han sido encomendadas. Especial gratitud y cercanía con los más mayores y los enfermos quienes, a pesar de sus limitaciones, siguen mostrando la ternura y la paciencia de Dios con la humanidad. 

Gratitud asimismo a todos los medios de comunicación, tan sensibles para comunicar la labor ejemplarizadora de estos hombres y mujeres en medio de un mundo donde el egoísmo y la indiferencia parece que lo invaden todo. 
Ejemplo de esta disponibilidad para recordar a quienes están lejos fueron las palabras de Anne Igartiburu y Ramón García, quienes en la despedida del año 2014 y la bienvenida del 2015 por Televisión Española recordaron  "a los voluntarios españoles que estáis fuera de casa, además de los 14.000 misioneros españoles que nos escucháis y nos veis a través de la radio y de la televisión. Cómo no decirlo. España es un país solidario, que un año más se ha volcado para ayudar a los que están más necesitados. Gracias por hacer que España siga siendo eso, un país comprometido".

2/01/2015
Anastasio Gil García
Director de Obras Misionales Pontificias